Home Page
cover of PodcastPablo
PodcastPablo

PodcastPablo

00:00-08:48

Nothing to say, yet

Podcastspeechsonarhummusicinside
0
Plays
0
Downloads
0
Shares

Transcription

Blazor is an open-source web development framework developed by Microsoft that allows developers to create interactive web applications using C# and .NET instead of JavaScript. It offers a consistent and productive development experience by allowing the use of the same language and tools for both frontend and backend development. Blazor has powerful features such as WebAssembly compilation, reusable components, and integration with various .NET technologies. It has gained popularity and support from Microsoft, with continuous development and improvements, including support for Progressive Web Apps (PWAs) and integration with popular UI frameworks like Bootstrap and Material Design. Microsoft has also enhanced the development tools for Blazor in Visual Studio. Overall, Blazor offers a powerful and attractive option for modern web application development. Este podcast es realizado para la materia Laboratorio de Computación 3, a cargo del profesor Alejandro Massin, de la Tecnicatura Universitaria en Programación de la UTN, Facultad Regional Ronquista, Extensión Universitaria, Avellaneda. Bienvenidos a nuestro podcast, soy Pablo Muchut, uno de los integrantes del grupo de los Freelancers, y junto a mis compañeros, Badán Francisco y Quinegos Iván, nos entraremos en el fascinante mundo de Blazor, una tecnología innovadora que está transformando la forma en la que construimos aplicaciones web. En este episodio, exploraremos en detalle qué es Blazor, cuál es la historia detrás de Blazor, y cuáles son los modelos de programación que ofrece Blazor. Algunas de sus ventajas, algunos de sus casos de uso, así como su impacto en el panorama de desarrollo web actual. Muy bien, entonces, vamos al grano ¿no? ¿Qué es Blazor? Blazor es un framework de desarrollo web de código abierto, o sea que es open source, desarrollado por Microsoft, que permite a los desarrolladores crear aplicaciones web interactivas utilizando Cshar y .NET en lugar de Javascript. En palabras más sencillas es Cshar del lado del cliente o Cshar del lado del frontend, o sea un lugar donde solamente reinaba Javascript, ahora gracias a las tecnologías de WebAssembly podemos tener otro lenguaje y en este caso Blazor nos permite utilizar Cshar en el lado del frontend. Bien, esta capacidad de utilizar el mismo lenguaje y herramientas en el frontend y en el backend de una aplicación web ofrece una experiencia de desarrollo más coherente y productiva para los desarrolladores, lo que ha hecho que Blazor sea muy popular en la comunidad de desarrollo de .NET y claro, ahora donde Cshar siempre estuvo, no siempre se trabajó del lado del backend, poder llevarlo del lado del frontend trae muchísimas ventajas ya que aquellas personas que sabemos utilizar Cshar, ahora podemos seguir trabajando con este mismo lenguaje al pasar del lado del frontend. Si algunas personas quieren convertirse por ejemplo en full stack es mucho más fácil con Blazor ya que manejando bien un único lenguaje solo les faltaría aprender algunas reglas de escritura para poder pasarse al frontend. Bien, además Blazor ofrece una serie de características poderosas como la capacidad de compilar la aplicación en WebAssembly, para ejecutar en el navegador del usuario lo que mejora la velocidad y la capacidad de respuesta de la aplicación. Además Blazor permite la creación de componentes reutilizables y ofrece integración con todas las tecnologías de .NET como el TT Framework que sería para la base de datos o como lo es Aspect.NET para la creación de servicios web y demás frameworks que existan en .NET. Con su enfoque en la productividad del desarrollo y la capacidad de utilizar las habilidades existentes en .NET, Blazor se ha convertido en una opción atractiva para el desarrollo de aplicaciones modernas más aún si uno es desarrollador de .NET de toda la vida ¿no? Bien, ahora hablaremos un poco de la historia de Blazor. Hace unos años, en 2017, un ingeniero de Microsoft llamado Steve Sanderson nos sorprendió con un emocionante prototipo de una conferencia. ¿Qué tenía de especial? Bueno, este prototipo exploraba la idea de ejecutar código C-Sharp en el navegador web utilizando algo llamado WebAssembly, un estándar que prometía llevar el rendimiento de las aplicaciones web a un nivel completamente nuevo. O sea, recién estábamos apareciendo el tema del WebAssembly. Inicialmente, Blazor se apoyaba en Mono, que es una implementación de código abierto también perteneciente a .NET. Esto con el fin de llevar C-Sharp al navegador. Pero a medida que WebAssembly avanzaba y los navegadores modernos ofrecían más soporte, Microsoft decidió dar el salto directamente a la ejecución nativa de WebAssembly, o sea, incorporarlo en su repertorio de .NET. En enero de 2018, llegó la primera versión experimental de Blazor, llamado Blazor Server. ¿Qué hacía especial esta versión? Pues bueno, permitía construir aplicaciones web interactivas usando .NET y C-Sharp, ejecutando el código en el servidor y enviando actualizaciones de la interfaz de usuario al cliente a través de SignalR. Pero la verdadera explosión llegó en septiembre de 2018, con el lanzamiento de la primera versión experimental de Blazor WebAssembly. Ahora sí que los desarrolladores podían ejecutar códigos C-Sharp directamente en el navegador, sin necesidad de un servidor. O sea, sin un servidor. Una verdadera revolución en el mundo del desarrollo web. Obviamente que esto para aplicaciones a gran escala no va, porque si solo podemos ejecutar desde el lado del servidor lo vuelve bastante inseguro. Muy bien, ahora, a lo largo de los años Blazor ha ido evolucionando y ganando popularidad. En primer lugar, Microsoft ha estado comprometido con el desarrollo continuo de Blazor, agregando nuevas características y mejoras con cada una de las versiones. Una de las incorporaciones significativas ha sido el soporte para Progressive Web Apps, o PWAS en sus siglas. Las PWAS son aplicaciones web que se comportan y se sienten como aplicaciones nativas, o sea, es como que acerca todo lo que es el software del dispositivo al lenguaje de programación, ofreciendo características como la capacidad de funcionar sin conexión, notificaciones Push y la posibilidad de instalarse en el dispositivo del usuario. El soporte para PWAS en Blazor permite a los desarrolladores crear aplicaciones web que ofrecen una experiencia similar a la de una aplicación nativa, lo que mejora la participación del usuario y la retención. Además, la integración con populares frameworks de UI, como Bootstrap y Material Design, ha facilitado a los desarrolladores la creación de interfaces de usuario muy atractivas y consistentes, además de que pueden hacer volar su imaginación creando unas interfaces, la verdad, muy bonitas. Estos frameworks ofrecen componentes pre-estilizados y diseñados para ayudar a los desarrolladores a construir interfaces de usuarios modernas y responsivas, de manera rápida y sencilla. Sin embargo, son responsivas desde la idea que se adaptan a los diferentes tamaños que tiene cada uno de los dispositivos que uno va usando, porque no es lo mismo una computadora que un teléfono. O sea, hay que adaptar la página web a estos dispositivos. Muy bien, la capacidad de utilizar estos frameworks junto con Blazor permite a los desarrolladores centrarse en la funcionalidad de la aplicación, sin tener que preocuparse demasiado por el diseño y la apariencia, ¿no? Porque el diseño y la apariencia los encargamos con los frameworks y nos olvidamos, no hay que adquirir tanto código, no hay que abultar el código, si podemos tomar atajos, los tomamos. Bueno, para ir cerrando el tema de la historia, Microsoft ha mejorado las herramientas de desarrollo para Blazor en Visual Studio. Esto incluye características como Intel Designs mejorado, depuración integrada y soporte para la creación y administración de proyectos de Blazor. Estas herramientas hacen que sea más fácil para los desarrolladores escribir, depurar y matiner aplicaciones Blazor, ¿no? Porque tenemos todo para hacer las pruebas necesarias para ver que el rendimiento de Blazor sea óptimo. En resumen, la combinación de características como el soporte para las PWAs, la integración con frameworks de UI populares y las herramientas de desarrollo mejoradas, ha hecho que Blazor sea una opción atractiva y poderosa para el desarrollo de aplicaciones web modernas. Esta evolución continúa y el compromiso de Microsoft con Blazor sugieren un futuro brillante para esta tecnología en el programa de desarrollo web. Pues si uno de los gigantes como Microsoft lo está amparando, esto nos lleva a pensar que su crecimiento va a seguir y no va a parar. Bueno, hasta aquí va entonces mi parte. Ahora yo los voy a dejar con mi compañero Pablo San Francisco para que siga comunicándoles toda la información acerca de Blazor que es un framework maravilloso con un potencial increíble. Así que muchas gracias por su atención y los dejo con mi compañero.

Other Creators